Un caso de compañía poco frecuente


En la jaula una perdiz macho y un gorrión se acompañan mutuamente. Pertece al dueño de un bar en Güejar Sierra.

1 comentarios:

Leo Cabrera dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.